¿Plato de ducha o bañera?

Elegir entre plato de ducha o bañera

En Quality Reform sabemos lo satisfactorio que es llegar a casa cansado por la tarde y querer darte un baño, o levantarte por la mañana y darte una buena ducha para sentirte limpio por la mañana, incluso en épocas de verano, darte un agua fría en esos momentos que no puedes ni dormir del calor. En una casa la mayoría de los objetos que están son imprescindibles, pero la ducha es de los más importantes para la mayoría. Por eso, en el momento de comprar una casa, o de reformar tu casa, empieza la indecisión entre poner un plato de ducha por el ahorro de espacio, o poner una bañera. Te vamos a ofrecer algunos consejos para que esta decisión sea un poco más fácil de llevar.

¿Una ducha rápida o un baño relajado?

Sabemos de primeras que una ducha rápida es más la costumbre del día a día, antes de ir a trabajar, darte una ducha rápida, para ahorrar tiempo, pero sentirte limpio. En cambio un baño es útil en aquellos días, más bien de fin de semana, con tiempo, tranquilidad, donde te relajas y pasas tiempo para ti. Una bañera es algo más puntual para algunos, que se bañan solamente cuando tienen mucho tiempo, y es su momento de relajación personal. Por lo tanto, podemos observar que ambos son buenas opciones, pero veamos algunas ventajas de cada uno.

Una de las reformas más comunes de baños, es la de cambiar una bañera, por un plato de ducha. Cada vez más la gente se pasa de uno a otro en sus casas. ¿Pero porque la gente se pasa de bañera a plato de ducha?

El principal motivo de este cambio se debe a la rapidez que ofrece un plato de ducha a la hora de ducharse. Un plato de ducha está preparado para ese ahorro de tiempo que hemos explicado anteriormente. Una bañera esta pensado para momentos relajantes, los cuales cada vez hay menos en esta sociedad que va corriendo a todas partes. Pero una parte importantísima de las bañeras es la de los niños, para los padres con hijos pequeños, una bañera es indispensable para lavar a sus hijos de manera, fácil, cómoda, y donde los niños puedan pasar un buen rato. Una bañera en el caso de tener niños pequeños es una ventaja.

Una bañera es muy útil a la hora de usarla como contenedor de agua, es una buena zona para almacenar agua en una zona amplia en caso de necesidad, o en caso de lavadero para la ropa. Perro, otro motivo importante de cambio es el ahorro de agua, en una ducha rápida, es más fácil ahorrar la mayor cantidad posible de agua que en una bañera, en la cual intentas rellenar lo máximo posible para que te cubra el cuerpo.

Comodidad y seguridad en el baño

Si es cierto que una bañera es buena a la hora de tener hijos pequeños, una ducha es lo más útil y seguro para las personas mayores o personas con movilidad reducida. Una ducha sin bordes, sin escalones, asegura una mayor autonomía, seguridad y comodidad para este tipo de personas. También es más fácil ayudarlas si necesitan el apoyo de otra persona. La ducha permite una mayor libertad de movimiento.

También sabemos que una ducha ahorra mucho espacio dentro del baño, y a la vez da un estilo más estético y moderno a tu casa. Los platos de ducha pueden tener mil estilos, formas y materiales, y es muy fácil adaptarlos a ti y a tu baño. Incluso las duchas son más fáciles a la hora de la limpieza ya que son más accesibles.

Desde Quality Reform queríamos que tuvieses todos los argumentos importantes para tomar la decisión, y esperamos haber sido de ayuda. No dudes en pedir presupuesto online sin compromiso para el cambio de bañera por plato de ducha.

Deja un comentario